martes, 26 de octubre de 2010

CONVERSACIONES CON EL UNIVERSO

* Todo lo que siempre has soñado está justo enfrente, en el camino en el que te encuentras ahora mismo.

*Cada minuto de cada día, querido amigo, están ahí. Puede que estén escondidas detras de las circunstancias, la gente, o tras pequeños eventos. En los desafíos, en las puertas cerradas o cuando pierdes las llaves. Camufladas, disfrazadas o susurrándote al oído. Ronroneando, besándote o silbando en el aire. Sin embargo, la mayoría de las veces, están tumbadas ante nuestros ojos, bajo el cielo azul, a plena vista.

* Si pudieras por un momento meterte en la piel de otra persona, oír lo que oye, ver lo que ve, y sentir lo que siente, te preguntarías honestamente en qué planeta está viviendo y alucinarías al ver cuán diferente es su realidad de la tuya. Y lo más importante, ni en un millón de años volverías tan rápido a juzgar a los demás de nuevo.

* No es lo que pasa alrededor tuyo, querido amigo, lo que determina tu salud, felicidad, nivel económico o todos tus romances, sino lo que pasa dentro de ti, exclusivamente.

* Te diré algo, si eres capaz de sentirte feliz en este momento, a pesar de cualquier problema, dilema, desafío o circunstancia que ahora parezca acosarte, el universo mismo se encargará de esos problemas, desafíos y circunstancias, así como el "para siempre jamás". Simplemente, haz las cuentas, acepta el acuerdo, y no mires para atrás.

* Es mejor dar demasiado, pagar demasiado y amar demasiado, que no lo bastante. Porque, ya sabes, querido amigo, que todo lo que damos nos viene siempre de vuelta. Así, ¿puede existir en realidad demasiado?